22 febrero, 2024
En Retiro

Una calle de Retiro en la visión de un gran fotógrafo

Por Josefina del Solar

La fotografía que publicamos en esta página tiene un sentido estético innegable, pero además un gran valor documental. Se trata de una imagen de la calle Suipacha en el tramo que va entre la Avenida del Libertador y la calle Arroyo, enfocada particularmente en la vereda opuesta a la del Palacio Noel –actual Museo Isaac Fernández Blanco- edificio que está hacia la derecha y que no llega a aparecer en la foto. Esta fue tomada hace más de 80 años por uno de los mayores fotógrafos argentinos: Horacio Coppola. Integra un conjunto de imágenes de Buenos Aires que le fueran encargadas a este maestro de la cámara por la Municipalidad porteña en ocasión del cuarto centenario de la primera fundación de la Ciudad, y que se publicaron en un libro titulado: Buenos Aires. Visión fotográfica por Horacio Coppola.

La imagen muestra elementos que han desaparecido junto a otras que aún se conservan. Lo primero que atrae la atención es el vendedor ambulante –posiblemente de verduras- con su carro y sus ayudantes, posando incluso para la cámara. Pero desde el punto de vista edilicio resalta la sucesión de varias casas bajas, todas iguales, que van marcando el ascenso de la calle, llevando así la mirada hacia Arroyo. Algunos vecinos memoriosos nos han aportado datos sobre estas casas, señalando que se trataba de viviendas municipales. Como puede verse eran construcciones sencillas, con altas rejas, de las que ya prácticamente no quedan en la Ciudad. Entre las casas alcanza a distinguirse la entrada a un pasaje interior, que se llamaba Aurian Prats.

El espacio de esas casas está ocupado actualmente por un sector recreativo perteneciente a uno de los edificios linderos de departamentos. En cuanto al de la esquina tampoco existe ya. En su lugar tenemos hoy un edificio torre que tiene en su planta baja una galería que hasta hace unos años albergaba locales de arte y antigüedades; y que por su altura no permite ver hoy, desde esta misma perspectiva, al Edificio Bencich de Lacalle Arroyo, y que sí asoma en la foto que estamos analizando. Por suerte este edificio se ha conservado.

Horacio Coppola en su casa de la calle Esmeralda (foto La Gaceta del Retiro)

Sobre Horacio Coppola (1906-2012) habría mucho para decir, dada su trayectoria y el hecho de que tuvo una extensa vida: falleció a los 106 años, de los cuales casi hasta los últimos conservó una lucidez admirable, dirigiendo incluso un grupo de fotógrafos llamado Imagema, y ocupándose de publicaciones. Recordemos simplemente que nació en Buenos Aires, y se inició en la fotografía por influencia de un hermano mayor que también se dedicaba a esta actividad. Siendo muy joven realizó viajes de formación por Europa y estudió en la Bauhaus, donde conoció a la que fue su primera esposa, Grete Stern, también destacada fotógrafa. Luego de regreso al país desarrolló una importante tarea en su profesión, integrando además grupos de artistas e intelectuales de aquellos años. Dejó una obra relevante, enseñó y expuso en muchos lugares; pero desde el punto de vista de la memoria de Buenos Aires plasmó en aquellos años imágenes de una Ciudad que hoy ha cambiado muchísimo. Tuvimos la suerte de conocerlo y de entrevistarlo para La Gaceta del Retiro cuando ya superaba largamente los 90 años, y recordamos esa entrevista por una serie de conceptos muy interesantes que nos señaló acerca de la fotografía, a la que concebía esencialmente como documento. De allí que sus imágenes de Buenos Aires nos permitan hoy descubrir cómo era esta ciudad cuando se estaba instalando el Obelisco; y recordar asimismo una calle de este barrio de Retiro del que Coppola fue también un ilustre vecino.

Foto de arriba:

Coppola: Suipacha entre Libertador y Arroyo. 1936