La Fuente de Cancillería hoy

En momentos de tantos cambios, cuando ocurre a menudo que se pasa por un lugar después de varios días y algo que estaba ya no está más, resultó casi una sorpresa, por supuesto agradable, ver la fuente de  Esmeralda y Arenales, y verla funcionando. Recordamos entonces algo de su historia, ya que en su momento su presencia resultó de interés para muchos vecinos.

La denominada Fuente Cancillería, ubicada en Arenales y Esmeralda, un ángulo del sector anexo de la Plaza San Martín, fue emplazada allí en 1999, por gestión del Círculo Amigos de la Plaza San Martín que presidía entonces la señora Esther Zuloaga, quien hizo gestiones  ante el Gobierno de la Ciudad sugiriendo la posibilidad de que se pusiera allí una fuente. Esta reemplazó en aquel momento la figura de un felino, escultura de cemento que duró poco tiempo allí, por ser víctima de depredación.  También la Fuente sufrió esos problemas, ya que en 2001 debió ser restaurada.

Revisando el archivo de La Gaceta, hacia marzo de 2009 encontramos que se estaban realizando algunos arreglos en ese sector de la Plaza y en la calle, frente al Palacio San Martín. Para eso se había sacado previamente la Fuente. Un grupo de vecinos se preocupó por eso, ya que, por las características de los arreglos y porque al sacarla había sufrido algún daño, parecía que la Fuente se había sacado definitivamente. Estos vecinos hicieron gestiones ante el Gobierno de la Ciudad para su reposición, y escribieron también a La Gaceta del Retiro indicando su inquietud.  Esta tenía razón de ser, porque ante el pedido el Gobierno de la Ciudad ofreció colocarla de nuevo pero en otro lugar de la Plaza, lo que no satisfacía las inquietudes de quienes se estaban ocupando del tema. Se les prometió una reunión para solucionarlo. El periódico La Gaceta del Retiro participó de la reunión, en la que se llegó al compromiso, de acuerdo al pedido unánime de los vecinos, de reponerla en el lugar en que estaba.  La reposición se concretó en mayo de 2009, con un acto presidido por Mauricio Macri, entonces jefe de Gobierno de la Ciudad,  en el que participaron algunos de sus funcionarios más importantes,  entre ellos la vicejefa Gabriela Michetti.

Tiempo después, en diciembre de 2011, la Fuente estaba seca y no se la veía en buenas condiciones sino abandonada, de modo que había nuevamente preocupación por si volvería a funcionar como antes.  Averiguamos sobre el particular en aquel momento, y lo que se nos dijo fue que había problemas con la provisión de agua, algo respecto a las cañerías del lugar. 

En la actualidad lo que vemos es que la Fuente está en buenas condiciones y funcionando, afortunadamente.  

Foto: La Fuente de Cancillería en una toma reciente (Foto La Gaceta del Retiro).