Las flores de palo borracho dan color a zonas del barrio

Basta apenas alzar la vista en algunos espacios abiertos de la Ciudad de Buenos Aires, pero especialmente de nuestro barrio de Retiro, para ver un hermoso espectáculo, que incluso atrae la atención de turistas. Se trata de los palos borrachos, característicos árboles nuestros, que muestran por estos días sus flores rosadas, dando un toque de color a esos espacios.

El nombre científico del árbol es Ceiba Speciosa, y la Ciudad cuenta con 5000 ejemplares que florecen por esta época. Es especialmente reconocible, porque además de sus flores tiene su tronco que se ensancha semejando una botella, por eso se lo llama popularmente palo borracho.

“El palo borracho es una de las 295 variedades de árboles que dan vida a los parques y plazas de la Ciudad”, explicó Facundo Carrillo, secretario de Atención Ciudadana y Gestión Comunal, a cargo de BA Arbolado. “Estamos enfocados en hacer una ciudad cada vez más verde, por eso vamos a plantar 100 mil nuevos árboles en los próximos 4 años”.

El hábitat principal de este árbol se da en parques y plazas, según nos explican los expertos. “Es un árbol muy grande y de crecimiento muy exuberante que empleamos fundamentalmente en espacios verdes”, expresó el ingeniero agrónomo Jorge Fiorentino, gerente de BA arbolado. 

Puede verse en varios puntos de nuestra Ciudad como el Jardín Botánico, por ejemplo; pero en el barrio de Retiro se encuentra en especial en la Plaza San Martín y en la avenida 9 de Julio.

FOTO: Las coloridas flores de los palos borrachos en la avenida 9 de Julio (Foto La Gaceta del Retiro).