Del Retiro de ayer. Algo más del Plaza y el Kavanagh

En La Gaceta del Retiro, nos ocupamos de este barrio de Buenos Aires en su actualidad, pero no menos de su historia, particularmente comentando antiguas fotografías como una muestra de su evolución urbanística, o simplemente para conocerlo un poco más cada vez. Y hay lugares del barrio que a lo largo de todos estos años hemos transitado más que otros con esta memoria fotográfica. Indudablemente la Plaza San Martín y sus alrededores están entre estos lugares, por lo que es inevitable que volvamos a algunos temas. Pero ocurre que vamos encontrando distintas fotografías, lo que nos indica la variedad y riqueza de hechos y lugares de este barrio, inagotable, como siempre decimos.

Esta actividad nos ha permitido, sin duda, reunir la mayor cantidad de datos sobre Retiro y su historia, asimilándola de todos modos a la evolución general de la Ciudad de Buenos Aires.

En este caso tenemos una fotografía que enfoca el tramo de Florida entre la actual Marcelo T. de Alvear –por entonces Charcas- y Ricardo Rojas, y que por suerte está fechada: muestra al Plaza Hotel y su vecino el Edificio Kavanagh en 1936. Es ésta una imagen muy característica de Retiro, con dos edificaciones que son únicas y representan cabalmente a este barrio. En el caso del Plaza Hotel, recordamos algunos de sus datos básicos. Ya  a comienzos del siglo XX, Buenos Aires necesitaba un hotel de nivel internacional. La iniciativa para su construcción se debió al banquero Ernesto Tornquist, quien tenía su propia residencia en Florida y Charcas, calle de por medio del terreno de Florida al 1000 donde se ubicaría el Hotel. El proyecto le fue encargado al arquitecto alemán Alfredo Zucker, quien tuvo a su cargo también la dirección técnica de la obra. Se inauguró el 15 de julio de 1909, y fue durante muchos años el hotel más lujoso y elegante de Buenos Aires. En la actualidad se lo está reformando en su interior, para adaptarlo a las tendencias y exigencias actuales en materia hotelera. No tenemos certeza acerca de cuándo volverá a estar en actividad.

En cuanto al Edificio Kavanagh, otro ícono de Retiro, el terreno en que se encuentra, aledaño al Plaza, era también de Tornquist y había sido reservado por el propietario para una ampliación del Hotel. Esta no se concretó, y el terreno fue adquirido por Corina Kavanagh, quien en 1934 encarga a los arquitectos Sánchez, Lagos y De la Torre el proyecto para la construcción de un edificio de características inusuales para la época. Sería un edificio monumental, que se llevó adelante no sin dificultades, ya que hubo bastante resistencia por parte de vecinos de la zona, que argumentaban en su contra que rompería el estilo de las edificaciones, que iba a ser un perjuicio para el lugar, etc. Finalmente el Kavanagh se inauguró el 3 de enero de 1936. Fue con sus 120 metros de altura durante años el más alto de la Ciudad, y al momento de su inauguración era el más alto del mundo en estructura de hormigón armado. Todavía hoy su silueta inconfundible se recorta contra el cielo y es única en Buenos Aires.

FOTO: El Hotel Plaza Y el Edificio Kavanagh recién inaugurado, en una foto de 1936.